¿Quienes Son?

“Lo que define a un individuo como “superdotado” es la posesión o la capacidad de desarrollar tres conjuntos básicos de características estrechamente relacionadas”:

a) Capacidad Intelectual muy superior a la media (normalmente, tienen un cociente Intelectual por encima de 130 puntos), existiendo diferencias tanto a nivel cualitativo (tipos de superdotación) como cuantitativo (grados de superdotación).

b) Alta motivación para el aprendizaje de lo que les gusta o altos niveles de compromiso con la tarea

c) Buena capacidad creativa.

Además, poseen una mayor madurez en los procesamientos de la información (percepción y memoria visual) y un desarrollo de la capacidad metacognitiva a edades muy tempranas (aprox. desde los 6 años). Asímismo, algunos presentan precocidad y talento.

CARACTERISTICAS IDENTIFICATIVAS DE LOS NIÑOS SUPERDOTADOS:

 

• Capacidad de aprendizaje muy rápido y diferente a otros niños.
• Gran curiosidad intelectual (preguntan constantemente)
Precocidad en el lenguaje (casi todos), en el desarrollo psicomotor (algunos) y en el aprendizaje de la lecto-escritura ( algunos aprenden a leer sin ayuda y a escribir con mayúsculas) y del cálculo (algunos).
• Poseen gran riqueza de vocabulario y madurez en sus expresiones orales.
• Muy buena memoria.
• Son hipersensibles.
• Afán de liderazgo.
Enérgicos y activos.
Gran imaginación. Disfrutan creando e inventando.
• Poseen un sentido del humor sofisticado
• Críticos con ellos mismos y con los demás. Perfeccionistas en lo que les gusta.
• Algunos son muy competitivos.
• Demuestran un gran interés por la justicia. No aceptan el autoritarismo porque sí, (pudiendo manifestar desobediencia e inconformismo).
• Tienen una gran capacidad de concentración, en aquello que les interesa, ignorando su entorno cuando están ocupados en sus tareas.
• Generan muchas ideas y soluciones a los problemas y, a menudo, sugieren soluciones no usuales, únicas
• Pueden presentar dificultades escolares (aburrimiento, desmotivación, fracaso escolar, …) o de relación (con sus iguales, con la familia), lo cual puede dar lugar a problemas personales (baja autostima, ansiedad, depresión, problemas de comportamiento,…)

* Hay que puntualizar que estas características pueden presentarlas estos niños en mayor o menor proporción y no tienen por qué manifestarlas todas.

SU INCIDENCIA
Estos niños se encuentran en cualquier hogar (aproximadamente un 2´2% de la población es superdotada). Suele haber, por lo menos, uno o dos niños superdotados por aula distribuídos irregularmente.

Decir que el superdotado nace y se hace (de un 50% un 70% tiene un componente hereditario y el resto lo hace el ambiente).

IMPORTANCIA DE SU DETECCIÓN PRECOZ
Es fundamental para prevenir futuros problemas escolares (aburrimiento, desmotivación, interrupciones constantes en el aula, fracaso escolar, mal comportamiento, …), emocionales (de autoestima, aislamiento, miedo a cometer errores, miedo al fracaso, ansiedad, estados depresivos, … ) o de relación con su entorno (con sus compañeros de clase, con los niños de su edad, con su familia, …); esta detección puede efectuarse a partir del tercer año de vida, (si fuera necesario porque ya presentara algún problema; si no, mejor dejarlo a partir de los 4 años).

SU DESMITIFICACIÓN Y SUS NECESIDADES

39 respuestas a ¿Quienes Son?

  1. palo dijo:

    Hola, soy de Tenerife y tengo un hijo de 9 años al que le han hecho las pruebas con 7 años dando como resultado que no, q es un talento en matematicas y que tiene una alta creatividad y razonamiento logico,como consecuencia le repetiran las pruebas con 12 años.
    Entre tanto cada vez se aburre mas y va mas enfadado a clase no quiere hacer las tareas ni estudiar ,lo castigo,lo premio…pero nada solo consigo que llore diciendo q odia ir a clase y que no le importa suspender.
    Aun asi los examenes son con una media de 7 pero al no hacer ninguna tarea le bajan las notas.
    No se si debo tener paciencia y esperar a que madure mas,si llevarlo a algun psicologo especializado(no conozco ninguno aqui), si insistir para q le repitan las pruebas por que puedan estar mal hechas…

    • Hola, Paloma:
      Yo no esperaría a que el niño madurara. Sí me pondría en contacto, lo antes posible, con la asociación de Altas Capacidades Intelectuales de las Palmas de Gran Canaria (FANSC) para que lo evaluara el psicólogo/a de dicha asociación, ya que esta persona sí está especializada en alta inteligencia. No obstante, el colegio también podría repetirle las pruebas (ya han pasado los 2 años necesarios para podérselas repetir desde que se las hicieron con 7 años de edad) y que te dieran el informe por escrito con el diagnóstico diferencial y los resultados de toda la evaluación, así como con la propuesta de intervención educativa consiguiente (este es un derecho que tenemos todos los padres cuyos hijos son evaluados por el colegio).
      Por otro lado, si tu hijo, es un talento simple en matemáticas (esto es, tiene una puntuacion por encima del percentil 95 en esta área) y destaca mucho en razonamiento lógico y en creatividad o tiene un talento complejo (esto es, tiene una puntuación por encima del percentil 80 al menos en tres capacidades) debería estar intervenido a nivel educativo con una ampliación o adaptación curricular en las áreas en las que destaca, con lo que la pereza mental y la desmotivación mejorarían mucho o desaparecerían.

  2. Hiris dijo:

    Hola, buscando preocupada, he encontrado esta página. Mi hija tiene siete años y desde siempre he notado que era más madura de lo esperado para su edad, hacía preguntas muy extrañas y complejas para su edad y sus elaboraciones lingüísticas y las manifestaciones de su pensamiento no se adecuaban a su edad. Conforme han pasado algunos añitos (ahora tiene siete), la situación se ha ido complicando, porque ha pasado a presentar problemas de comportamiento en clase. Es desafiante y negativista, intenta imponer su voluntad y expresa manifiesta resistencia a las normas y a las figuras de autoridad. Se siente desamparada, grita y llora diciendo que nadie la entiende, que nadie la quiere y que no se encuentra bien. Suede hacer comentarios como “no entiendo que tenga que hacer esto sólo porque lo dce X si yo no quiero hacerlo, es que yo no quiero, por qué nadie entiende que yo no quiero…” (en situaciones de instrucciones, por ejemplo en la escuela). Se aburre constantemente. Tiene interés por temas inapropiados para su edad, como la muerte, la justicia, la creación del universo, etc… Esto está dando problemas en el colegio pues su tutora me dice que es desobediente y soberbia y que “se pone a su altura en clase”. Ella lo pasa mal y nosotros en casa también. También es muy muy sensible, aunque no sabe expresar esto último y se frustra diciendo que yo no sé lo que ella piensa sobre las cosas. Sospecho que puede tener sobredotación y necesito consejo. Ocurre que yo también he tenido historias parecidas. Nunca he encajado y normalmente me he frustrado pensando que era extraña. Me he sentido siempre incomprendida y me he atormentado siempre pensando que algo ocurría en mi cabeza. Lo he pasado muy mal y normalmente para encajar socialmente, he disimulado mis intereses que no suelen ser los comunes (me interesa la ciencia, la filosofía, la medicina, la conducta, el lenguaje, que es el campo en el que trabajo…) y suelo sentirme incomprendida y perdida. Mi obsesión por el análisis y la comprensión de la esencia de las cosas me llevan a sentirme mal y volverme “loca” a la hora de tomar decisiones, que suelen ser inacertadas, porque la cantidad de variables que considero me acaban desbordando. Sufro mucho y me siento diferente. Además odio ser tan extremadamente sensible para toddo. Todo me duele en demasía. Me he buscado entre los enfermos mentales a ver si encajo en alguna patología y ahora entre los sobredotados. Mi autoestima está por los suelos y ahora veo esto reflejado en mi hija también. Si alguien me orienta, yo estaré muy agradecida. Gracias de corazón.

    • Hola, Hiris:
      No dudes en hacerle, en un profesional especializado en altas capacidades intelectuales, un diagnóstico diferencial a tu hija acerca de su posible superdotación y/o alta capacidad intelectual; tiene muy buena edad para evaluarla y, una vez diagnosticada, puedes recibir asesoramiento acerca de cómo llevar mejor a tu hija (tanto en casa como en los temas escolares). La superdotación intelectual tiene un factor hereditario importante y, si la niña es parecida a ti en este sentido, puedes entenderla mejor y ponerte en su lugar; tu niña va a necesitar mucha comprensión por tu parte, en primer lugar, así como firmeza y ternura combinadas en su educación. Los/las niños/as superdotados/as tienen muchos problemas de comportamiento por su especial perfil de personalidad (por ej., resistentes a las normas establecidas, se ponen a la altura de los adultos sin miedo a las consecuencias y hay que razonarle las normas). Respecto a ti, no es extraño que, si eres una mujer especialmente inteligente, te guste profundizar y llegar a conocer la esencia de las cosas, lo cual te provocará en ocasiones ansiedad y bloqueo mental (esto es producto de tu mente hiperactiva intelectual y emocionalmente intensa).
      Un fuerte abrazo.
      Marisol

  3. Hiris dijo:

    Muchas gracias, Marisol. Tu respuesta me ha ayudado mucho y vamos a seguir tu consejo. Has sido muy amable y seguro que eres una excelente porfesional. Es formidable encontrar personas tan cercanas. Un fuerte abrazo para ti también.
    Hiris.

  4. Javier dijo:

    Me llamo Javier. Tengo 36 años. Licenciado en Física y master en ingeniería espacial. En paro.

    Tuve una infancia alegre. No destaque sobre los otros exceptuando en la lectura. A los 3 años tenía el nivel de lectura de un adulto. Me encanta leer… de hecho, acabo un libro y empiezo otro. Repetí 8º de EGB y 3º de ESO. Me aburría muchísimo en clase, hacía novillos y me iba al corte ingles a leer. Me costo sacarme el bachiller, exceptuando 2 asignaturas: física y matemáticas. Saque un 8 y un 10 en selectividad de esas asignaturas. Las aprendí de forma autodidacta.

    No obstante, no empece la universidad. Me sentía poco preparado. Tarde 2 años en decidirme a entrar, pues tenía miedo de que no estuviera a la altura. En esos 2 años busque trabajo y seguía leyendo. Las matemáticas me apasionaban, la música que hay detrás de los números me encanta.

    Empece el primer año de carrera bien. Tenía 22 años y muchísima curiosidad por conocerlo todo. Mi expediente brillo ese primer año, aunque me decepciono no encontrar a nadie que de VERDAD le gustara la física. Todos la estudiaban porque o sus padres eran del departamento, o porque sólo querían ser profesores. Ninguno quería explorar…

    A partir del segundo año todo me fue mal: no me presentaba a los exámenes y si lo hacía, aprobaba con muy baja nota. Tercero fue igual de mal, pero aunque por una parte me iba mal la universidad, por otra parte, diseñe un experimento y gane un premio de la Agencia Espacial Europea. Tenía ganas de hacer las cosas por mi propia cuenta. El resto de los cursos me fue regular: excelente para algunas asignaturas, normal para otras. Acabe a los 10 años de haber empezado con un expediente normal. Sin embargo, acabe HARTO de TODOS en la universidad. Apestaba la mediocridad que había por todas partes. Me quitaron la pasión y creatividad.

    Cuando acabe, me dieron una beca para hacer un master de Ingeniería Espacial en el extranjero, pero la historia se volvía a repetir: empece con ganas y pasión, pero sólo vi mediocridad. Mediocridad en los demás y sobretodo en mi. Quise hacer la mejor tesis y acabe como el peor estudiante de la promoción.

    Desde el año pasado, he hecho 4 entrevistas de trabajo y todas han salido mal: cuando veo que no hay pasión en los demás, cuando veo mediocridad, no puedo ir. Me decepciono con facilidad. En una de ellas, y en la que más me interesaba, les dije como cambiar un experimento que estaban haciendo. No les gusto que les dijera lo que tenían que hacer y al final no me cogieron.

    No se que hacer. Me siento perdido y muy sólo. Lo único que me mantiene cuerdo son mis ideas. He tenido 3 que han resultado ser ciertas. No las publique….porque me las guarde para mi. Ahora estoy en un estado en el cual no se cómo avanzar. Sólo deseo estar en un sitio donde pueda aprender y desarrollar la creatividad.

    • Hola, Javier:
      Lamento el que estés sin trabajo, pues tú te merecerías un puesto digno porque, además, lo harías muy bien y beneficiarías a la empresa o entidad que te contratara. Eres de esas personas (que no abundan) que sienten pasión por lo que han estudiado, que son vocacionales en su profesión y tienen deseos de hacer las cosas bien.
      Sin embargo, y por desgracia, lo que más suele abundar es la mediocridad en las profesiones, el tener un trabajo para cumplir y poco más (también hay gente que lo hace estupendamente, que nadie se me ofenda). Tú buscas alcanzar la excelencia en los planos intelectual y laboral, y podrías hacerlo, siempre que te buscaras un trabajo de autónomo, por tu cuenta y riesgo, donde no tuvieras que adaptarte al sistema, ¿verdad?; mientras, en tus entrevistas de trabajo, intenta dar el perfil que se pide y no se te ocurra “darle lecciones” a los que te vayan a contratar (hay gente muy prepotente que no soporta que alguien lo supere), esto es, te animo a que seas más habilidoso socialmente, consigas un trabajo o te montes el tuyo por tu cuenta y desarrolles tu creatividad a través de tus “ideas bombilla”, por ejemplo. Intenta adaptarte algo más al sistema si quieres conseguir un trabajo por cuenta ajena o monta tú tu propia empresa, ¿por qué no?.
      Estoy muy de acuerdo contigo con lo de la mediocridad en la universidad (que, a veces, anula la pasión y la creatividad, como el colegio lo hace en los niños) y en los posibles trabajos, pero te animo a que no te frustres ni te decepciones tan fácilmente y saques adelante tus brillantes ideas sin venirte abajo.
      Mucha suerte en tu búsqueda.
      Un abrazo.
      Marisol Gómez

  5. María dijo:

    Hola a todos,
    Tras los test de inteligencia me dijeron que tenía una superdotación baja.
    Tengo un problemilla porque me preocupo mucho por temas que a los demás no les parecen importantes. Cuando veo/oigo las noticias y algo me llama la atención, intento informarme, más o menos ampliamente, a través de otras fuentes. Con cierta frecuencia acabo paranoidizando, cruzando demasiada información que probablemente no es relevante y austándome… mucho.
    Obviamente los demás no lo entienden y eso no facilita mis relaciones con mi entorno más cercano.
    ¿Hay algo que pueda hacer para evitarlo? (No buscar información no es una opción).
    Muchas gracias y muchos saludos!
    María

    • Hola, María:
      Las personas con AACCII no se conforman con cualquier explicación que se les dé de las cosas hasta que no lo entienden bien, suelen analizar mucho las situaciones y, con una mente tan hiperactiva, a veces, exagerar las preocupaciones y “cruzar” información poco relevante que puede “liarlas” más.
      Para evitarlo, evidentemente no debes dejar de buscar información, sino hacerlo de forma más selectiva: esto es, frenar un poco el navegar impulsiva y compulsivamente por Internet, filtrar información irrelevante y no obsesionarse con determinadas informaciones (antes, racionalizarlas, para darle su justa medida a las cosas y situaciones; así, no aparecerá tanto el miedo).
      En los demás no busques demasiada comprensión y empatía contigo, ya que no te van a entender una gran mayoría de personas, y confía en ti misma (esto es lo más importante).
      Suerte y un fuerte abrazo.
      Marisol Gómez

  6. Anónimo dijo:

    Hola, prefiero no dar mi nombre y busco ayuda.

    Empiezo desde el principio de mi vida académica.

    Con 3 años entre al colegio, ahí mis padres me decían que no me relaccionaba muy bien con ellos, sobretodo cuando alcancé los 6, que siempre me llevaba mejor con los padres que con los alumnos. Solo quería ir cuando estaba la profesora de siempre, cuando había una diferente me escondía y evitaba.

    A los 9 años me empezó a interesar mucho la informática y pregunte todo a mi padre hasta que ya no sabía mas y empecé a aprender por mi mismo, no me suele gustar que alguien me diga lo que tengo que hacer o que me repitan las cosas mucho, me estreso.

    A los 11 ya empecé a aprender a programar, pero poco a poco lo fuí dejando, ahora mismo no me acuerdo muy bien del por que.

    A los 12 años me empezó a interesar la política y el por que de la autoridad por lo que me puse a investigar sobre el anarquismo y ahora sigo en ello lo que me lleva mucho tiempo.

    Con 15 años (ahora) me han bajado mucho las notas y he empezado a suspender, cosa que nunca había hecho, y he perdido el interés por el instituto ya que no me gustan ni me parece interesante lo que se da.

    Ahora también estoy empezando a querer escribir lo que pienso y fotografía pero me preocupa mucho ese bajón en las calificaciones escolares.

    Siempre me cuestiono la autoridad de mis padres y el por que de los castigos o restricciones.

    Un saludo, he escrito un poco aunque podría haber puesto mas cosas

    • Hola:
      Enhorabuena por animarte a escribir con tan sólo 15 años; esto ya dice mucho bueno de ti.
      Parece que presentas indicadores de posible AACCII. Tus calificaciones escolares han bajado y has empezado a suspender, probablemente, por desmotivación y falta de técnicas de estudio.
      Mi consejo es que les cuentes a tus padres lo que te ocurre y que te lleven a un psicólogo especialista en AACCII si es posible que te haga un estudio de tu inteligencia y emociones. Estás buscando ayuda y no debes quedarte con las ganas de que te la ofrezca tu familia llevándote a un especialista. Una vez tengas el diagnóstico, puedes trabajar con el psicólogo/a cómo remontar en tus notas.
      ¡No te desanimes y búscale solución como te indico!
      Un abrazo y suerte.
      Marisol Gómez

  7. Samuel dijo:

    Hola, soy un chico de 20 años estudiante y residente en Barcelona. Cuando era pequeño (unos 13 años), me hicieron un test de inteligencia típico de lógica (buscar la imagen que corresponda con la mejor simetría y lógica de un mosaico…) y di 124/126, no recuerdo exactamente.
    La cuestión es, desde hace unos 3 años estoy sufriendo ciertos cambios en mi forma de pensar y actuar (traumas que he vivido últimamente) que me hacen pensar si es posible que mi capacidad intelectual se haya visto modificada o que simplemente ese test que me hicieron antaño no era determinante. En resumidas cuentas quiero decir que me siento y me he sentido siempre como una persona superdotada y que me gustaría saber si, en efecto, mis conclusiones son y eran acertadas.
    Igualmente, aún totalmente convencido que mis capacidades son extraordinarias, mi rendimiento escolar, aunque bueno, siempre se quedó en el notable, a la sombra de gente que consideraba menos inteligente que yo, eclipsado por la vaguería y la falsa creencia de ser una persona muy inteligente…
    No soy muy bueno expresándome, o mejor dicho, soy demasiado pasional escribiendo y denoto síntomas de extremismo, pero simplemente lo hago para dejar ver que tengo un martirio en mi cabeza sobre quien soy.

    Gracias.

    • Hola, Samuel:
      Con 13 años de edad los resultados de las pruebas de inteligencia suelen ser fiables, porque ya se ha pasado la frontera de los 12 años de edad y, con ella, el desarrollo evolutivo principal del cerebro, con lo que los diagnósticos referidos a la inteligencia ya dejan de ser potenciales”. No obstante, depende de la prueba de inteligencia que te hicieran.
      Yo te aconsejo que, cuando puedas, te hagas el test WAIS IV de la escala Wechsler y salgas de dudas acerca de tu capacidad intelectual general.
      En cuanto a tus calificaciones de Notable, son muy típicas en las personas más inteligentes que “viven de las rentas” y, claro, no logran conseguir la excelencia (sobre todo, cuando los cursos académicos son cada vez más avanzados y no se han adquirido unas técnicas de trabajo o de estudios.
      Un abrazo.
      Marisol Gómez

  8. Adrián dijo:

    Hola.
    Mi nombre es Adrián, tengo quince años y la incertidumbre de saber si poseo AACCII.
    Todo empezó al conocer a un antiguo colega que tenía AACCII, empecé a investigar (siempre me ha gustado informarme y aprender de todo, y una vez que empiezo en algo que invade mi cerebro… me dedico a ello con una constancia y una dedicación notorias) sobre la superdotación intelectual y los superdotados; leí artículos, libros, vídeos, hablé con otros y otras superdotadas, -con quien, por cierto, me sentía muy a gusto hablando y sentía que me entendían- y empecé a pensar que encajaba con el perfil de cualquier superdotado.
    Cuanto más leía más tiempo ocupaba en mí el tema de la superdotación, más horas leía, menos tiempo dedicaba a tareas del instituto, más me obsesionaba con este tema, más me consumía.

    La hermana de un antiguo y buen amigo es superdotada diagnosticada por un especialista en el área, y su madre le contó un día a la mía -pues yo ya hablé algo en casa sobre mi creencia de tener AACCII- que siempre había pensado que yo era superdotado. Esto aumentó aún más mi necesidad de salir de dudas y saber si realmente soy superdotado. Se convirtió en una obsesión que me invadía día sí y día también.
    Un par de semanas después, este amigo me habló por teléfono ya que llevábamos un tiempo sin relacionarnos, y en la conversación acabó diciéndome que él sabía que yo era superdotado, y que le recordaba mucho a su hermana; me negué a decir que sí (y aún hoy me niego) porque, pese a encajar en el perfil de un superdotado, no acabo de pensar que realmente lo sea.

    De pequeño era bastante tímido, en el colegio nunca he estudiado; aprendí a leer con tres años (o cuatro recién cumplidos) de forma autodidacta, asistía a una guardería del centro de Madrid muy buena en la cual yo me sentía muy a gusto (es necesario remarcar también que las profesoras eran realmente buenas), el problema nació al mudarnos al pueblo donde resido actualmente.
    Una vez entré en el colegio de este pueblo, perdí todos los conocimientos que adquirí de inglés en la guardería, no estudiaba nunca, aunque aún así, sacaba buenas calificaciones. Me vienen a la mente recuerdos como el intentar estudiar para algún examen copiando todo en una hoja repetidas veces y estresandome, porque no soportaba estudiar. No me gustaba ir al colegio, me aburría -aunque supongo que como cualquier otro niño o niña-.
    Iba a catequesis e iba a hacer la comunión, no sabía si creía o no en Dios o en dioses todopodesoros, pero mi inquietud y mis pensamientos me llevaron a dejar la catequesis apenas unas semanas antes de terminar y a no realizar mi comunión. Actualmente me declaro ateo convencido.
    En cuarto de primaria mi tutor aconsejó a mi madre que yo debía repetir (pese a pasar limpio con notables), ya que, -según él decía- no tenia los suficientes conocimientos ni el suficiente nivel para avanzar de curso. Me sentó realmente mal.
    El primer día de mi supuesto año que iba a repetir, a primera hora, me buscó el director del colegio para decirme que yo no podía repetir, que debía ir a quinto y que había sido un error. Aún recuerdo levantarme de la silla, pues estábamos presentándonos al resto de compañeros, acercarme al director, y el camino que recorrimos en silencio por el pasillo hasta mi nueva clase.
    Mis notas siguieron manteniéndose igual que siempre, notables y sobresalientes en el colegio sin poner empeño. Ya desde entonces me dolían injusticias en el mundo: no lo comprendía.

    Al entrar a la ESO mis notas bajaron a bienes y notables, además de algún suficiente suelto por ahí. Me sentía incómodo en la ESO, no aguantaba el ambiente, tenía amigos pero no terminaba de gustarme; tenía curiosidades y gustos alejados de mi edad. Así, pues, con doce años empezó a interesarme la política hasta abarcar ésta uno de los ejes centrales de mi vida fuera del colegio -también decir que en mi familia nunca se ha hablado de política y se me ha dejado decidir mis creencias y pensamientos-. Cuanto más leía e investigaba más me apasionaba, sentía y siento la necesidad de luchar contra las injusticias del mundo, algo ingenuo el querer arreglar este mar de arbitrariedades yo solo, pero sentía y sigo sintiendo esa necesidad.
    Actualmente mis notas (4ºESO) son normales, en el primer trimestre suspendí matemáticas (pese a haberme encantado y haber sacado sobresaliente siempre) y física y química (siento que no encajo con el profesor y me ha hecho perder el interés por la materia) las cuales recuperé. En el segundo trimestre suspendí matemáticas, y actualmente que estoy a falta de una semana de terminar el curso, tengo miedo por poder suspender alguna asignatura. El resto de asignaturas aprobé con notables y sobresalientes. Siempre me ha pasado y me estresa pensarlo, pero aún así, no soy capaz de ponerme a estudiar porque no he desarrollado los hábitos y desconecto.
    Empecé a hacer amigos y amigas con quien realmente me sentía más a gusto, con mis inquietudes y mis intereses, siempre más mayores que yo. Volveré un momento atrás: mi abuela y mi madre me dicen que yo, con cuatro años, siempre me iba a jugar al fútbol con los niños de 10. Aquí, con ocho años, cuando podía jugar con los mayores de 15 y 16 años, también lo hacía. Siempre me he sentido más a gusto rodeado de gente mayor que yo. Hoy, sigo relacionándome con gente siempre un año o dos mayor que yo por lo menos, excepto ciertas excepciones de mi edad. Me encanta hablar con adultos y debatir con ellos y ellas sobre temas políticos, sociales, filosóficos, analizar la sociedad, de todo. Siento que aprendo muchísimo y que me cultiva en gran cantidad.

    Actualmente tengo diversos gustos y variados, algunos de los cuales invierto mucho tiempo: política, sociedad, educación, fotografía, me interesa la música, me gusta hacerme fotos; hablar temas filosóficos, debatir, aprender, leer, cultivarme, ver documentales, salir, etc.
    No sé qué estudiare, posiblemente Ciencias Políticas, aunque también quise ser abogado, y también entra entre mis posibles el ser profesor de infantil o primaria, porque creo sinceramente que en esas edades es necesario ayudar a los niños y niñas al máximo; también me he planteado estudiar psicología, y periodismo, entre otras cosas. Esas son las principales.

    Soy una persona muy sensible, con una gran capacidad de empatía -según dicen, y sin caer en un ejercicio de soberbia, creo que es así, y a veces duele-, algo hiperactivo, pienso constantemente en muchas cosas a la vez, aunque a veces pierdo la energía y paso unos minutos u horas con una especie de desconexión con todo este proceso de pensamiento constante. Siento la necesidad de recibir y dar cariño, me intereso por los problemas de los demás y me cuesta no actuar (aunque me esté metiendo donde no me llamen) para intentar arreglar las cosas. Siempre llevo los debates y defiendo mis posturas al extremo, hasta que se cansan y acaban diciéndome que siempre tengo que llevar la razón, algo que a veces duele y que me desconcierta, porque suelo pensar que la tengo hasta que me demuestren lo contrario, y se cansan antes de demostrármelo, abandonando la discusión y yéndose.
    Desde pequeño he pensado en la muerte, he pensado en la muerte de familiares y gente a la que quiero, constantemente, hasta el punto de herir. Cuando mi madre salía de trabajar, hasta no llegar a casa yo me estresaba y estaba asustado por si le pasaba algo como, por ejemplo, un accidente de tráfico. Siempre he sido así y aunque menos, a veces también me pasa el obsesionarme con la posibilidad de muerte de alquien querido. Así pues, a veces puedo ser algo paternalista con la gente a quien aprecio.
    Tengo cambios de humor repentinos a veces, puedo estar muy feliz y, por algún comentario que me moleste, hundirme, enfadarme e irme con un estado de ánimo completamente diferente.
    A veces siento que todo está subiendo, yendo cada vez mejor y, de repente, sin avisar, todo cae en picado; una decepción fulgurante que me ataladra, que acaba conmigo, siento que pierdo todo, toco fondo, no veo salida, caigo en un abismo de tristeza y furia. Después de salir de este pozo de tormento, siento haber pasado un episodio depresivo, vuelvo a ir subiendo poco a poco.
    Puedo aburrirme muy fácilmente si no encuentro algo en lo que ocuparme en cuerpo y mente, y empezar a hacer cosas que dejo a los diez minutos. Es estresante.
    Siento la necesidad de estímulos amorosos constantes por personas que realmente ame, siento la necesidad de una relación estable y real; soy una persona muy sentimental en ese aspecto.

    Siempre he tenido la necesidad de liderar las cosas, de intentar guiar a la gente y cada día que pasa y se presenta una oportunidad, sigo pensando en liderar.

    Suelo pensar que nadie o casi nadie me entiende, siento en ese aspecto bastante soledad interior. Recalco también la necesidad de dar al resto, de hacerles sentir bien, de intentar ayudar en sus problemas o escuchar y aconsejar; suelo ser (según me han dicho) una persona que da buenos consejos, en quien se puede confiar y quien sabe la solución y cómo arreglarlo.

    De momento no se me ocurre nada más, sigo sintiendo la necesidad, día tras días, de saber si soy o no superdotado, no termino de pensar que sea así. Además, no me animo a dar el paso de realizarme las pruebas de diagnóstico.
    Muchas gracias por la atención, y siento si ha quedado algo extenso.
    Un abrazo.

    • Hola, Adrián:
      En primer lugar, mi más sincera enhorabuena y darte las gracias por exponer tu testimonio de vida en este blog; gracias por tu confianza.
      Con lo que cuentas, todo parece indicar que estás dentro de las AACCII (sólo te queda realizarte el test WISC-IV de inteligencia, corroborarlo y saber tus fortalezas y debilidades intelectuales). Tu perfil de personalidad cuadra con el de un adolescente de AACCII y también conque tengas una doble excepcionalidad (te decepcionas con facilidad, eres susceptible, estados de ánimo “en picos” frecuentes -esto es, labilidad emocional-,…), aunque esto es una intuición mía.
      Tendrías que decírselo a tus padres y acudir a un centro de diagnóstico para que te vieran las muy posibles AACCII (grado; tipo -superdotado, talento simple, complejo, conglomerado,..todo esto son AACCII) y profundizar en el diagnóstico para ver si hubiera también un TDAH junto a las AACCII o no.
      Ánimo y háblalo con tus padres.
      Y no pierdas nunca tu interés por aprender.
      Suerte y un fuerte abrazo.
      Marisol Gómez

  9. maria dijo:

    Hola. Me gustraria saber donde le pueden realizar a mi hijo las pruebas para saber si es o no superdotado, ya que cumple algunas de las caracteristicas que mencionan. Siempre ha tenido buenas noras, pero en la actualidad esta repitiendo primero de bachillerato ya que lo dejo a mitad del curso pasado. Es muy creativo y tiene una gran curiosidad, sobre todo por las ciencias. Tiene problemas de autoestima…. Gracias

  10. carmen dijo:

    Hola:
    Me da apuro pensar que mi hijo pudiera tener altas capacidades, pero empecé a interesarme mas cuando en marzo , él tenia 3 años y medio, parecía que tenia obsesión con los números , todo lo comparaba con números, montaba en bici y hacia el dibujo del numero 8 o del numero 10, y de repente a parte de contar me hizo una suma de 9 mas 8, y claro eso rebasa la cantidad de dedos que tiene en las manos, con esto empecé a fijarme más en lo que hacía, hasta entonces hacía cosas singulares como pedir para reyes un telescopio, pero no le dí mayor importancia.
    A todo esto lo antecedía lo mal que ha dormido durante estos tres primeros años de su vida y su increíble lenguaje,con palabras demasiado técnicas, inquietudes como que hay en el cielo, el sol la luna, el aire…y cuando empezó a leer de repente en ese mismo mes y sin haberle enseñado ni en colegio ni en casa, porque nosotros no le dedicamos demasiado tiempo, por nuestros trabajos…
    Vamos que cuando en el cole me dijeron el temario que iban a enseñarle este año, y él desde el año pasado ya sabía leer las mayúsculas y ahora ya en minúsculas…pues me cercioré de que mi hijo no lleva el desarrollo normal, ya que le van a enseñar el abecedario en mayúsculas, y de sumar y restar desde luego ni hablaron, que él lo tiene ya completamente asimilado.
    Lo de jugar es también un poco extraño, hoy mismo ha estado midiendo con un metro el ordenador, su mesa….
    Y así estamos todo los días, es algo agotador…
    Por eso no sé si debería ir al pediatra y nombrarlo, o que pasos debo de seguir.
    Gracias y un saludo.

    • Hola, Carmen:
      Al pediatra pienso que no tienes que ir, pues no es el profesional que te va a orientar mejor en lo que me cuentas. Tendrías que ir a un profesional de la psicología especializado en AACCII, que le hiciera un test de inteligencia a tu niño (WPPSI, K-ABC, McCarthy) y así pudieras tener una estimación (al ser tu niño tan pequeño) sobre si está dentro o no de las AACCII (que todo parece indicarlo; desde luego, precoz sí es) y, consiguientemente, de qué hacer con su educación a todos los niveles (esto es, se te darían unas orientaciones para cómo llevar a tu hijo en tu casa y para el colegio).
      Suerte y un abrazo.
      Marisol Gómez

      • carmen dijo:

        Muchísimas gracias por su respuesta,
        No tenía claro por que especialista empezar, de momento lo hablé con su profesora y sí que me dijo que no podía controlarlo en clase porque es muy inquieto y acaba su tarea y es cuando molesta a los demás; y entonces me dio que pensar de si era un niño hiperactivo, ya que durante tres años no ha dormido bien ni una sola noche, en casa no para, los juguetes nunca le han llamado la atención(excepto para desmontarlos), le surgían dudas de “todo”….en fin incontrolable…
        Pero hablándolo con una amiga profesora, ya no sabía a quien pedir ayuda, me recomendó que lo miraran por si tuviera altas capacidades; es cuando vi esta página y expuse mi tema para ver si podía estar en lo cierto o eran imaginaciones mías.
        Con esto ya veo que surge esta posibilidad y que no es ridículo dirigirme al especialista que me recomiendas.
        Muchas gracias, la verdad es que me daba como apuro pensar que pudiera tener algo así y por eso todas mis dudas.
        Un saludo
        Carmen

      • Mucha suerte, Carmen!!!
        Marisol Gómez

  11. ihtza dijo:

    Hola mi hija tiene muchos puntos pero no se como saber si es superdotada o solo inteligente

    • Hola:
      La única forma de saberlo es hacerle una prueba de inteligencia de peso (como las de la escala Wechsler o el BASS), que da un índice de capacidad intelectual general, preferiblemente hecho por un/una psicólogo/a experto/a en AACCII. A partir de 120 puntos de C.I. (capacidad intelectual general superior) entraría dentro de las AACCII.
      Un abrazo.
      Marisol Gómez

  12. Eva A. dijo:

    Hola, lo primero que quiero es felicitaros por esta página y por el esfuerzo que dedicas a responder a todos los comentarios.
    Te cuento, mi hijo Luis tiene 5 años es el mas pequeño de su clase de 3° de infantil. Ya lee bastante pero haciendo a veces las silabas , es tranquilo y timido y muy muy sensible y es capaz de contar con un poco de ayuda hasta 100
    Duerme bastante y se adapta bien a la autoridad, es muy bueno y le gusta mucho el colegio , hasta aquí creo que es mas o menos normal , se contradice con las caracteristicas de los superdotados.
    Pero lo que me llama la atencion es su interes sobre la muerte (comenzo a preguntareme con 3’5 años) luego su originalidd al dibujar (dibuja todo monstruos con formas de lo mas variopintas) tambien piensa en contruir maquinas originales (como hacer una para que cada persona se transforme en cosas : tele, plastilina….) o de repente me pregunta que como se que la tierra es redonda xq el no puede verlo o me pregunta que hay en el centro de la tierra ….. es imaginativo y creativo
    Que opinais , sus ideas estan dentro de la normalidad?
    Gracias

    • Hola, Eva:
      Muchas gracias por tu felicitación.
      Respecto a tu hijo, evidentemente, es un niño especialmente creativo y hace preguntas y se pregunta temas (la muerte) que no corresponden a su edad cronológica.
      Podría tener AACCII y ser un talento creativo u otros talentos; creo que sería muy probable.
      La única forma de saberlo es realizándole una evaluación acerca de su capacidad intelectual general en principio y luego, completar esa evaluación si diera que sí las tiene para ver si es superdotado o talento.
      Un fuerte abrazo y suerte.
      Marisol Gómez

  13. Anónima dijo:

    Hola, soy una chica de 14 años diagnosticada de altas capacidades desde que entré en primero de la ESO. En primero todo bien, sobresalientes, notables, pero en segundo ha cambiado todo. He dejado de estudiar y he empezado a suspender, mi orientadora me presiona y no me siento nada agusto, mis padres y mis profesores me tienen como a una vaga, cosa que me molesta mucho. No sé qué hacer, he perdido toda la motivación por aprender, no me interesa nada el instituto. Por más que intento estudiar me aburro delante del libro, pero claro, después saco un 7 en el examen y siento que no doy la talla en nada de lo que hago… Me siento inútil :/
    Gracias por su atención 🙂

    • Hola:
      Entiendo tu desmotivación porque “no te sugiere” lo que te propone el sistema educativo español, pero mi consejo es que, a pesar de todo, te esfuerces y saques tus buenas notas de siempre (Notables y Sobresalientes) no ese 7 mediocre que no requiere esfuerzo por tu parte y que lo sacas sin necesidad de estudiar. Y te digo esto porque sé que, aunque tú ahora no lo veas quizás así, buena parte de tu autoestima y de satisfacción personal está en tu éxito académico; de otra forma, efectivamente TE SIENTES INÚTIL.
      Tú eliges, pero la elección parece que está clara. Procura investigar por tu cuenta sobre los contenidos que más te gusten, pensar en su utilidad para que puedas tener el futuro profesional que tú desees,…todo menos la apatía, que es de lo más dañino para cualquier persona y más para alguien con altas capacidades intelectuales.
      Un fuerte abrazo.
      Marisol Gómez

  14. maria dijo:

    Hola,tengo un niño de tres años y 4 meses, y desde los 3 mese decía sus primeras palabras, papa y mama, hasta la fecha de hoy es un niño que sabe tanto que nos asombra cada día. sabe cosas de alumnos de quinto. este año empezó las clases y la verdad que no estamos muy contentos con el centro ya que desde la primera reunión se le informo en presencia y por escrito que el niño ya sabia todo lo que se iba a impartir durante ese curso y que nos daba miedo que el niño se nos aburriera en clase, bueno el caso es que la profesora lo sigue tratando como a otro niño normal, yo pienso que el niño se aburre y que por lo consiguiente se distrae con facilidad,el colegio no pone nada de su parte y quisiéramos saber cuales son las pautas que tenemos que seguir para un diagnostico precoz. muchas gracias..

    • Hola, María:
      Evidentemente, tu niño es muy precoz.
      Las pautas a seguir es realizar una primera entrevista o historia clínica con vosotros los padres sobre el niño y, en otra sesión, hacerle una prueba de inteligencia general al niño que nos va a dar una estimación de la misma; luego, si se puede (porque es muy pequeño) se completaría el estudio con otras pruebas.
      ¡Cómo no se va a aburrir en 1º de Infantil un niño que tiene tantos conocimientos y está tan avanzado respecto a su edad cronológica! La profesora no lo puede tratar como a los demás niños porque terminará por no querer ir al cole; hablad de nuevo con ella y que le cambie de actividades y elimine contenidos que ya sabe y, si no os hace caso, acudid al equipo de orientación del colegio a través de la dirección y que la orientadora vea a vuestro hijo. Otra cosa que podéis hacer es evaluarlo a nivel privado y tener un diagnóstico y pautas acerca de cómo llevar a vuestro niño.
      Suerte y un abrazo.
      Marisol Gómez

  15. Susan dijo:

    Estimados mi nombre es susan y les escribo desde Chile.
    Tengo un hijo de casi 5 años que a temprana edad a manifestado cararteristicas de su comportamiento y personalidad que me han llevado a verlo con neurologos infantiles que en examen a simple vista lo han definido como un niño dentro de los parametros normales pero con tendencias a la hiperactividad. En el kinder la profesora ya se queja de falta de concetracion, no termina sus tareas y intranquilidad motora.
    Tengo momentos del.dia que me cuesta lidiar con su comportamiento pues es oposicionista , persistente y con poca tolerancia a la frustacion.
    Ante esto busco y busco en internet la manera de poder ayudarlo y ayudarme hasta que llegue a su blog y me cuadra bastante con el articulo de niños superdotados.
    No se si realmente lo sea y eso es lo que quiero saber.aca en chile estamos muy en pañales en este aspecto y me gustaria solicitarle algun tipo de orientación , ya sea de literatura para padres , centros de atención ,agrupaciones o medicos especialistas en el tema.
    Como padres notamos que a temprana edad nuestro hijo siempre sobresalia por sobre el resto por personalidad e inteligencia.
    Sin embargo hay ciertos aspectos que nos gustaria encausarlos de la mejor manera posible .
    Ya con 5 años nos sentimos agotados y preocupados y queremos darle mejores herramientas para mejorar su autoestima y habilidades sociales.
    Atte
    Susan bustos

    • Hola, Susan:
      Lo primero sería establecer un diagnóstico diferencial (aunque fuera potencial o aproximado por la corta edad cronológica que tiene) en tu niño, ya que las orientaciones dependen de ello.
      De todas formas, y por lo que relatas, pienso que este libro que te propongo te puede ayudar: “Claves para afrontar la vida con un hijo con TDAH. Guía para padres”. Isabel Orjales Villar. 2010. Ed.Pirámide y “TDAH: Elegir colegio, afrontar deberes y prevenir el fracaso escolar”. Ed. Pirámide. Encontrarás pautas a seguir en estos dos libros.
      Un fuerte abrazo y mucha suerte.
      Marisol Gómez

  16. María dijo:

    Hola,
    Tengo una niña que acaba de cumplir 5 años con altas capacidades. Tenemos muchísimos problemas de comportamiento en casa. ¿Podrías indicarme algún psicólogo especializado en estos temas en Asturias?
    Muchas gracias

  17. María dijo:

    Buenas tardes,

    lo primero darle las gracias por invertir su tiempo en responder nuestras consultas, ya que sus aclaraciones nos son de gran ayuda. Le explico mi caso: tengo un hijo de 6 años y medio que siempre, desde bebé, ha sido muy observador y obstinado. Aprende muy rápido, es un niño, desde muy pequeño, con una gran memoria. Habló muy pronto de forma muy clara y con amplio vocabulario. Pregunta cosas sin parar, tiene una gran curiosidad. Ahora mismo le encanta todo lo relacionado con la geografía, los países, las capitales y con los equipos de fútbol. Tiene gran sentido del humor, es muy simpático. Ha tenido y sigue teniendo a día de hoy grandes rabietas, hasta el punto de no poder ir por ejemplo con él a un centro comercial. Muy sensible a los ruidos, no le gustan tampoco las aglomeraciones de gente. Es muy cariñoso y tiene una gran sensibilidad. Se preocupa mucho y hace preguntas acerca de temas como las guerras, la pobreza, los terremotos, robos… Estos temas le crean preocupación y a veces ansiedad, también miedo. Es un hábil negociador desde muy pequeño, no acata las normas porque sí, todo ha de ser razonado y él tiene que entender esa lógica para llevarlo a cabo, o llegar a acuerdos. Le cuesta bastante obedecer a la primera. Es muy sociable, y se lleva bien con los niños de todas las edades, así como con los adultos. Sin embargo a la hora de contarme determinadas cosas que creo que pueden estar causándole preocupación es bastante introvertido, y me cuesta mucho que me las cuente, dice que no me las quiere contar. Tiene una muy baja tolerancia a la frustración, si cree que algo no le va a salir dice que no quiere hacerlo. No lleva bien que le corrija si se equivoca, por ejemplo si lee una palabra incorrectamente. Si algo no le sale bien a la primera le causa ansiedad e incluso a veces llanto. Se muerde a menudo las uñas. A veces miente y además, dice que no está mintiendo, cuando es evidente que sí. Cuando no le dejas hacer lo que quiere y no le sirve negociar a veces reacciona de forma agresiva, como pegando, dando golpes a las cosas, o cerrando la puerta con un portazo, o diciendo “déjame”. Esta reacción, sin embargo, no la tiene en el colegio. Es muy muy demandante de nuestra atención, busca a menudo el refuerzo positivo, que solemos darle muy a menudo, y es incapaz de esperar su turno para hablar. En el colegio este curso ha empezado primero de primaria, y nos dice la tutora que es un alumno estupendo, participativo, que a veces se distrae pero que en cuanto se lo dice vuelve inmediatamente a centrar su atención en lo que están haciendo, y que suele morderse mucho las uñas, claro signo de ansiedad. Le encanta el deporte en general, sobre todo el fútbol y el baloncesto y tiene una gran talento para cantar, cosa que le encanta. Desde infantil sus profesores nos han dicho que tiene muy buena voz, por lo que este año le hemos apuntado a música y canto como extraescolar y está encantado. Sus profesores de canto dicen que su voz es espectacular. Es muy cambiante en su humor, puede estar comportándose de manera encantadora y de repente estallar en una rabieta o enfadarse. En infantil su tutora nos comentaba que un niño muy inteligente y sensible, y muy participativo. También que tenía una gran memoria, hasta de los pequeños detalles que incluso ella no había percibido, que asociaba conceptos, que su atención era muy buena En el segundo trimestre de tercero de infantil empezó a tener problemas con la asignatura de informática, ya que decía que no le salían los ejercicios. Esto le causaba una gran ansiedad hasta el punto de que iba llorando al colegio los días que tenía esta asignatura y pasaba muy mala tarde la víspera, además de provocarle una rechazo total de los ordenadores, tablets o teléfonos móviles, a los que no quería ni acercarse. Su tutora también nos decía que le veía muy nervioso. Esta situación de ansiedad, unida a los problemas de comportamiento expuestos, como las reacciones cuando se enfadaba, y su baja tolerancia a la frustración, unido a la sospecha que yo tenía desde siempre de que pudiera tener altas capacidades intelectuales, nos llevó a consultar un gabinete psicoeducativo privado de nuestra ciudad. En éste le hicieron una evaluación psicoeducativa, a la edad de 5 años y 9 meses, que arrojó los siguiente resultados:

    – TEST MSCA -R:
    Verbal: P. DIRECTA: 86. P.TÍPICA: 71
    Percepivo-Manipulativa: P. DIRECTA: 65. P. TÍPICA: 49
    Numérica: P. DIRECTA: 38. P. TÍPICA: 65
    General Cognitiva: P. DIRECTA: 189. P. TÍPICA: 124
    Memoria: P. DIRECTA: 43. P. TÍPICA: 57
    Motricidad: P. DIRECTA: 58. P. TÍPICA: 60

    -TEST MATRICES PROGRESIVAS DE RAVEN:
    Puntuación Directa: 22
    Centil:90
    Grado Equivalente: II Claramente por encima del promedio en capacidad intelectual.
    Tiempo empleado: 15 minutos

    – TEST ITPA;
    NIVEL AUTOMÁTICO:
    Integración Gramatical: P.D.:25. E.P.L. (años y meses): 8 y6. P.T.: 45
    Integración Visual: P.D.: 32. E.P..L.:5 Y 6. P.T.:36
    Memoria Secuencial Auditiva: P.D.:10. E.P.L.: 7 Y 3. P.T.:39
    Memoria secuencial Visomotora: P.D.:14. E.P.L.: 8 Y 3. P.T.: 44

    NIVEL REPRESENTATIVO:
    Comprensión Auditiva: P.D.: 29. E.P.L.: 6 Y 8. P.T.:38
    Comprensión Visual: P.D.: 22. E,P,L,: 6 Y 7. P.T.: 38
    Asociación Auditiva: P.D.: 24. E.P.L.: 6 Y 10. P.T.: 42
    Asociación VIsual: P.D.: 24. E.P.L.: 6 Y 11. P.T.: 41
    Expresión Verbal: P.D.: 48. E.P.L: 9 Y 11. P.T.: 45
    Expresión Motora: P.D.: 15. E.P.L.: 4 Y 8. P.T.:29
    SUMA PUNTACIONES DIRECTAS (P.D.):243
    EDAD PSICOLINGÜÍSTICA COMPUESTA (E,P,L,):6 AÑOS Y 8 MESES.

    -TEST BAMADI:
    DISCRIMINACIÓN VISUAL EN PLANO: Forma: PC 50
    Tamaño: PC 70
    Orientación: PC 20
    Cierre visual: PC 1
    Figura-Fondo: PC 65
    COORDINACIÓN VISOMANUAL:
    PC 40

    – TEST EDAF:
    Prueba DSM: P.D.: 11. P,Centil: 73
    Prueba DFFA: P.D.: 4. P.Centil: 66
    Prueba DFP: P.D.: 37. P. Centil: 90
    Prueba DFL: P.D.: 27. P. Centil: 96
    Prueba MSA; P.D.: 40. P. Centil: 80

    – TEST PEABODY:
    Puntuación Directa: 86
    C.I.: 123
    Percentil: 94

    – TEST CONCEBAS-1:
    Puntuación Directa: 60
    Puntuación Centil:95

    -TEST EMAV:
    Calidad Atencional: Pc. 45
    Atención Sostenida: Pc. 55

    – TEST CONCEBAS 2000:
    Puntuación: percentil 95. Nivel: muy alto.

    Nos dijeron que su CI es de 124, y que es un niño que tiene una gran inteligencia, muy por encima de la media de su edad, pero que no tiene altas capacidades. Creo que lo que querían decir es que no es superdotado, ya que su CI no es mayor de 130, pero me gustaría que me aclarara sin con los resultados obtenidos no podría considerarse altas capacidades o talento complejo/talento simple. Además es que cumple al pie de la letra muchas de las características que presentan estos niños, como he expuesto anteriormente. Quisiera saberlo para tenerlo en cuenta de cara al colegio. De momento no presenta ningún problema, va contento, está integrado y sus notas este primer trimestre han sido muy buenas. Pero si es un niño con altas capacidades me da miedo que su talento pueda estancarse si no se lleva a cabo ninguna actuación en clase, si es que esta fuera necesaria, y que esto pudiera llevarle en el futuro a la desmotivación y al fracaso escolar. También me gustaría saberlo para, si puede considerase que tenga altas capacidades, dirigirme a la asociación de altas capacidades e inteligencias múltiples existente en mi ciudad, de cara a consultar la existencia de talleres emocionales/actividades para el niño y de escuela de padres.

    En el gabinete psicoeducativo ha llevado a cabo un programa de intervención de 6 meses en el que ha trabajado las habilidades sociales, como la empatía, las emociones y la búsqueda de alternativas/pensamiento flexible. Acaba de terminarlo, y la verdad es que no vemos grandes resultados. Supongo que se trata de un proceso lento que irá adquiriendo también según vaya madurando.

    Otra duda que tengo es si es correcto llevarle a diversas actividades extraescolares. Hace varias, y va encantado y porque le gustan. Siempre le digo que si en algún momento se encuentra cansado o no se lo pasa bien en alguna que me lo diga y las reducimos. Mi duda es si es bueno que haga varias, lo que creo que le ayuda a desarrollar sus talentos y potencial, o quizá sería necesario reducirlas, como me dicen a veces familiares de mi entorno. Yo creo que mientras el niño vaya contento y las disfrute se trata de algo positivo, pues demanda realizar actividades variadas.

    Espero su repuesta y nuevamente le agradezco la misma enormemente. Un saludo.

    • Hola, María:
      Ayudaros a través de mis respuestas a vuestras consultas me gratifica mucho. Sólo que quiero que tengáis en cuenta que no estamos haciendo una consulta profesional in situ y que no puedo dedicar más tiempo a unos que a otros de vosotros. Con esto os digo que procuréis no hacer unas consultas tan largas. Gracias.
      Tu hijo, según las puntuaciones que reflejan los tests, es muy probable que tenga AACCII (éstas están a partir de 120 puntos en capacidad intelectual general, no de 130); es un niño más inteligente que la media de su grupo de edad pero, dentro de las AACCII, tiene una puntuación discreta. Lo de los posibles Talentos no te los puedo decir, porque haría falta hacerle el test Badyg de Aptitudes y la Creatividad para saberlos. Sospecho que pudiera tener asociado alguna forma de TDAH por algunas puntuaciones que tiene en la media y en la media-baja.
      Respecto a las actividades extraescolares, es muy pequeño así es que, si está contento, que haga las que sea sin saturarlo.
      Un abrazo y mucha suerte.
      Marisol Gómez

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s